Alvarado tiene duro duelo ante Herrera

  • ESPNdeportes.com | 10 de Abril, 2012

Combatir entre cortes y magullones es algo común en el boxeo, pero regresar después de una tremenda y destructiva paliza tras estar abajo en todas las tarjetas y terminar anotando una victoria dramática y definitoria para toda una carrera es algo digno de leyendas, un logro que muchos boxeadores tienen que esperar años para alcanzar, si es que les llega. Pero Mike Alvarado hizo exactamente eso en su último combate ante el colombiano Breidis Prescott en la cartelera previa al combate entre Pacquiao vs. Márquez III en noviembre pasado, superando una serie de horrendas laceraciones faciales y un ritmo frenético de pelea por parte de Prescott para arremeter hacia el final y lograr un nocaut vistoso e impresionante en lo que ha sido su mejor actuación hasta la fecha.

Y ahora, Alvarado (32-0, 23 KOs) intentará construir más sobre esa impresionante victoria y continuar hacia su objetivo de transformarse en campeón mundial con una pelea ante un peleador con ansias de dar sorpresas como Mauricio Herrera (18-1, 7 KOs) en la cartelera transmitida desde dos sitios diferentes en HBO PPV este sábado por la noche, con Brandon Ríos y Juan Manuel Márquez encabezando el evento en peleas separadas.

Pudimos conversar con Alvarado, oriundo de Denver, Colorado, en estos días para preguntarle por su recuperación física y su preparación mental después de esa tremenda actuación y de cara a su siguiente compromiso.

-¿Qué tal estuvo el entrenamiento para esta pelea?
Todo fue muy intenso. Estoy listo para otra guerra. Tuve muy buenos guanteos, un gran entrenamiento. Ha sido una gran experiencia de aprendizaje. He estado creciendo como peleador, he estado haciendo mucho más boxeo, aprendiendo más de mí mismo, y ha sido un gran entrenamiento. Estoy listo para esta pelea y para hacer una gran actuación. Me puse objetivos muy altos después de la pelea con Prescott, por eso quiero apuntar alto y anotar en grande con una buena pelea.

-¿Qué tan bien te has curado después de aquella brutal pelea ante Prescott?¿Tuviste que dejar de entrenar mucho tiempo para esperar que se curen bien las heridas?
No necesariamente. Simplemente evité hacer sparring enseguida. Me mantuve en el gimnasio solamente para mantener vigilado mi peso y mi entrenamiento. Pero en lo que hace a guanteos, esperé un tiempo. Ellos querían darme tiempo para que se me cure el labio, porque fue bastante feo. No se cómo se mantuvo mi labio entero, se cortó al medio bastante terriblemente. No esperé que pasara eso. Pero me curé bastante bien, y estoy listo para seguir.

-¿Qué tan importante fue ese último tramo de recuperación en la pelea ante Prescott para hacer crecer tu confianza?
Bueno, la situación me golpeó muy duro. Me permitió conocer mucho más de mí mismo, enterarme de adonde me han llevado las peleas que he realizado. Todas mis peleas han llevado tiempo para hacerse, y he tenido una carrera larga. Estoy listo para el siguiente nivel, estoy listo para impulsarme a la próxima etapa. Voy a derribar lo que tenga que derribar. Y voy a entrar por la puerta grande y probar que yo pertenezco a ese nivel grande. Ha sido una gran experiencia de aprendizaje hasta ahora, pero todavía estoy aprendiendo y creciendo como peleador, y ha sido una gran oportunidad. Por eso voy a sacar toda la ventaja posible de esto entrenando duro y con mi mejor habilidad. Yo tomaré las herramientas y los dones que Dios me ha dado y los usaré. Ha sido una bendición.

-¿Aprendiste algo nuevo de ti mismo en esa actuación?
Sí, definitivamente. Aprendí mucho. Fue una gran experiencia de aprendizaje para mí. Nunca me había cortado tanto en una pelea. Yo estaba abajo en todas las tarjetas, y sabía que tenía que noquearlo en ese último round para ganar la pelea. Simplemente el modo en que la pelea se dio fue una gran experiencia de aprendizaje que tenía que darse para mí. Pero solamente me ayudó, y me hizo mucho mejor. Estoy agradecido de haber salido de esa pelea sin lesiones grandes. Los cortes fueron bastante malos, pero los cortes se curan mejor que otras lesiones, porque uno realmente puede terminar lastimado en una pelea. Pero no hubo un gran desgaste en mi cuerpo después de esa pelea. Fue una bendición.

-¿Qué sabes de tu oponente Mauricio Herrera, como peleador? Él ha tenido algunas victorias sorpresivas ante oponentes bien clasificados.
Sí, ha tenido un par de sorpresas y ha ganado un par de peleas buenas. Es durable, trabaja duro, va a tratar de hacer lo mejor posible para ganar esta pelea. Él tiene una gran oportunidad, está en un punto donde puede hacer que algo bueno le pase en su carrera. Pero nunca ha estado con alguien como yo. Él nunca ha estado con alguien que pega tan duro como yo o que tiene el corazón que yo tengo y que pelee como yo peleo. Va a ser una enorme experiencia de aprendizaje para él también, pero yo estoy en mi mejor momento, mis estándares están marcados muy altos, y estoy listo para armar una gran actuación y demostrar que estoy listo para entrar en el siguiente nivel.

-¿Qué tan listo piensas que estas para pelear entre la crema y nata de una división con tanto talento como la división actual de las 140 libras?
Es una enorme división. Me encanta mi división. Quiero estar en una división competitiva. Eso es bueno para mí. Esto demuestra que estoy haciendo algo bien, porque es una división talentosa y estoy llegando a la cima, y la gente habla de mí en esta división. Pronto seré el que va a dominar la división y seré el boxeador a derrotar en este grupo. Es mi llamado, es mi objetivo. Estoy hambriento, lo quiero con muchas ganas. Es solamente una cuestión de tiempo hasta que el mundo lo vea. Con la guía de Dios, esto tiene que suceder.

-¿Con quién te ves peleando después de este combate?
Yo quisiera pelear con cualquiera. Cuando sea hora de pelear por el título, no me importa quién sea. La pelea que yo quiero es con el ganador entre (Amir) Khan y Lamont (Peterson). Pero si es (Danny) García, o si es (Marcos) Maidana, o (Zab) Judah, no me importa. Quienquiera que sea, es mi momento de pelear por el título. Cualquiera y cuando sea, da lo mismo para mí. Pero yo preferiría pelear con Lamont Peterson porque él me derrotó en el amateurismo, por eso sería una gran victoria para mí. Esa derrota me hizo retroceder un poco en aquel momento, y saber que yo derroté al tipo que me derrotó en el amateurismo sería un logro enorme, y más peleando por un título mundial al mismo tiempo. Eso sería bueno.

-¿Cómo imaginas el combate ante Herrera, round por round?
Me veo tomando control de la pelea desde el primer round, cortándolo, ajustándome a lo que tenga que ajustarme en cada situación en el ring. Si él quiere plantarse a pelear, me ocuparé de romperle el ánimo, controlar la pelea, controlar el ritmo, y finalmente controlar el resultado de la pelea y ganar.

Tell us what you think!

Take Survey Now » No Thanks »